Cuentos que saben a mar en el acuario

El Aquarium Finisterrae acogerá este domingo  la segunda sesión de la actividad Cuentos que saben a mar, organizada con motivo de la exposición fotográfica Persiguiendo a Mr. Goodfish

Perseguindo a Mr. Goodfish.


Cuentos que saben a mar se trata de una serie de cuentacuentos para público adulto y familiar organizada con motivo de la exposición fotográfica Persiguiendo a Mr. Goodfish, que puede verse en el Aquarium hasta junio. En dichas sesiones, los contadores y contadoras compartirán historias relacionadas con el océano, sus personajes y sus leyendas. Las sesiones se completan con degustaciones gastronómicas de productos del mar elaborados por empresas que trabajan con criterios de sostenibilidad.

Este domingo 10 de mayo a las 13 horas le toca el turno a la contadora Raquel Queizás, que presentará su espectáculo Mariña. Queizás está considerada como una de las narradoras de referencia dentro del panorama escénico gallego, especializada en teatro para la infancia y la juventud, y también en proyectos escénicos para público bebé. Ha formado parte del elenco de compañías como Os Monicreques de Kukas, A Xanela do Maxín, Galitoon y el Centro Dramático Galego, como actriz y manipuladora de la obra Valdemuller. Fuera de Galicia ha participado también en formaciones como Akantaros, Tragaleguas Teatro, Trasteando Títeres o Leo Bassi, entre otras. Es cofundadora e integrante de la compañia Teatro da Semente, con la que actualmente trabaja en dos producciones, Viaje a DadáChío, espectáculos orientados a niñas y niños de 0 a 3 años.

La primera sesión de cuentacuentos se celebró el 19 de abril

La primera sesión de cuentacuentos se celebró el 19 de abril


Por su parte, la degustación gastronómica en la cantina del Aquarium correrá a cargo de Galletas Mariñeiras Da Veiga. Se trata de un producto de elaboración semiartesanal y con ingredientes ecológicos, que se ha convertido en una de las recetas vinculadas con la memoria marinera de más éxito entre mayores y pequeños. Las galletas marineras, también llamadas Pan Marinero, Pan de Barco o Bizcocho de Barco, fueron la solución para el abastecimiento de pan a los grandes navíos desde el siglo XV, dado que disponer de un pan sin humedad era la única forma de conservar el pan en las largas travesías de forma natural. Llegaron a América del Sur en las diferentes expediciones marinas y se introdujeron en la dieta habitual de la población de muchos países sudamericanos.

 

El acceso es gratuito a la sesión de cuentos y a la cata gastronómica adquiriendo la entrada general (10 euros), la entrada reducida (4 euros para menores de 14, mayores de 65, Carné Joven, desempleados y familia numerosa) o el abono anual ilimitado (20 euros) del Aquarium.

Pin It

Deixa unha resposta

O teu enderezo electrónico non se publicará Os campos obrigatorios están marcados con *

Podes utilizar estas etiquetas e atributos HTML : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>